• Espacio de difusión y debate sobre el video y el cine nacional, y sobre temáticas relacionadas. Tribuna abierta a la diversidad y plataforma de discusión estética y política.

    Carta abierta del profesor Gonzalo Medina al rector de la Universidad de Antioquia



    CARTA A LOS DOCTORES ALBERTO URIBE CORREA Y LUQUEGI GIL NEIRA, RECTOR Y SECRETARIO GENERAL DE LA UNIVERSIDAD DE
    ANTIOQUIA


    La librería de la Universidad de Antioquia en el Palacio de la Cultura Rafael Uribe Uribe fue punto de encuentro y espacio para aprender

    Respetados doctores Uribe y Gil:

    De la manera más desprevenida, por no decir ingenua, les pregunté a ustedes durante la reunión general con profesores, citada por el rector Uribe Correa y realizada el jueves 11 de abril de este año, sobre la verdadera situación de la librería de la universidad en la sede del Palacio de la Cultura, teniendo en cuenta que el convenio de comodato con la gobernación estaba a un mes de vencerse.

    Usted, señor rector, se limitó a darle la palabra al señor secretario, quien durante su intervención dejó entrever la voluntad existente por parte de la universidad para continuar dicho convenio con la administración departamental; habló de que el Palacio de la Cultura estaba planteando formas de contrato poco convenientes por la duración tan corta de los mismos; por ello, no descartó la posibilidad de situar la librería en otra sede del Centro de la ciudad, como por ejemplo en el edificio conocido como La Naviera, en el marco de la Plazuela Nutibara. El espíritu de la respuesta, reforzada con palabras suyas, señor rector, dejaba entrever que había una voluntad para mantener funcionando esta importante sucursal de la librería. Y ese mismo espíritu quedó en los cerca de 100 docentes que nos encontrábamos en el auditorio.

    Fue a través de amigos de la universidad como me enteré, en la tarde del viernes 12 de abril, que el local de la librería estaba siendo desocupado, pero no para trasladar el material a una nueva sede, por ejemplo a La Naviera, sino para llevarlo en una volqueta a la ciudad universitaria. Ese mismo día conocí el comunicado oficial divulgado por la Editorial de la universidad, ¡con fecha del 10 de abril! -léase bien-, en el cual se anunciaba que la librería del Palacio de la Cultura “dejará de prestar servicio al público de manera definitiva”.

    Les pregunto al señor rector y al señor secretario: ¿Sabían ustedes que desde un día antes de la reunión general con los profesores, ya estaba decidido y anunciado el cierre de la sucursal de la librería en el Palacio de la Cultura? ¿Y si ya lo sabían, por qué no respondieron con claridad al profesorado a partir de la pregunta del suscrito? Si con tales ambigüedades responden a una situación de aparente menor entidad, pregunto: ¿de igual manera proceden cuando hay de por medio asuntos de mayor trascendencia?

    Y como los interrogantes se hacen interminables, les inquiero acerca de si la universidad no tiene los recursos en el presupuesto para pagar el arriendo de un local en el Palacio de la Cultura, además de que la sola IPS Universidad de Antioquia, en los últimos años, ha obtenido utilidades que, en promedio, superan los 10 mil millones de pesos, según fuentes confiables. ¿Cómo se entiende que en la actual administración departamental, cuyo lema es “Antioquia, la más educada”, y cuando su máxima autoridad, el gobernador, es al mismo tiempo el presidente del Consejo Superior de la universidad, se cierre una librería de nuestra Alma Máter en el propio Palacio de la Cultura?

    Señores rector y secretario general: estas inquietudes y estos manejos hacen que no resista el deseo de evocar el poema que, con espíritu visionario, escribió, en 1914, León de Greiff:

    "Villa de la Candelaria"


    Vano el motivo desta prosa: nada.

    Cosas de todo día. Sucesos banales,

    gente local y necia y chata y roma.

    Gran tráfico en el marco de la plaza.

    Chismes. Catolicismo.

    Y una total inopia en los cerebros.

    Cual si todo se fincara en la riqueza,

    en menjurjes bursátiles

    y en el mayor volumen de la panza.



    Gonzalo Medina Pérez
    Profesor Facultad de Comunicaciones
    Medellín, 14 de abril de 2013